domingo, 3 de mayo de 2020

GALLETAS DE AVENA Y CARAMELO


Buenas tardes galleter@s!!! Hoy celebramos el dia de las madres y como todo en las ultimas semanas de una manera diferente, las casas se llenan de manualidades de cosas handmade de esas que no hay dinero en el mundo que pueda pagar. Como en la mayoría de momentos que nos estan aconteciendo, los sentimiento reflotan sobre cualquier valor económico o material.
Donde quedan  los botes de colonias/ perfumes?, buscar en aquella tienda o en la otra, aquello que viste que puede gustarle.....Como todo, en otro plano, en otro lugar. Pero sabéis qué, yo me quedo con lo irreemplazable, con aquello que nos enseña, porque una cosa positiva que ha traído esta situación es que  todos estamos aprendiendo a valorar las pequeñas cosas o eso espero que esté pasando.

Supongo que todo lo que estoy viviendo diariamente me está haciendo vivir y sentir cosas que nunca me había imaginado, aunque siempre me he considerado una persona muy realista y empàtica.
 Nunca me imaginé que mis comienzos como TCAE me pusiesen tan a prueba, tanto profesionalmente como ha nivel personal pero puedo decir que aunque está siendo un aprendizaje muy duro, de él voy a salir más preparada de lo que nunca me imaginé. Ahora puedo decir que esta es mi profesión.
 Aunque ver la soledad de las personas es duro o  verlas a filo de la vida y luego verlas remontar con tanto coraje, es una de las cosas que me alegran el día. Transmitir los sentimientos sin poder tocar, abrazar y dar el consuelo sin todo eso, es muy duro, pero ahí se ven de que pasta estan hechas las personas y puedo decir que diariamente trabajo con grandes profesionales, sea del ámbito que sea.


Con este post solo quiero transmitiros  una pequeña parte de lo que sentimos los sanitarios en esta pandèmia.
Alabamos vuestros aplausos diarios pero no los necesitamos, solo os pedimos que seáis responsables y que no pongáis al resto en peligro. Que tu mala acción tiene consecuencias y esas consecuencias también pueden arrastrar a los tuyos, porque nadie es es inmortal.
Cuando vayas hacer una imprudencia piensa que dentro de esas 300 o 400 personas fallecidas puede estar toda tu familia y eso no hay nada ,ni nadie que te lo pueda remplazar.

Desde aquí felicitar a mi madre, que siempre me ha enseñado a trabajar duro y a ponerme en el lugar del del frente, aunque en muchas cosas no pensemos o actuemos igual....ella me enseñó los valor que ahora transmito a mi hijos.

Espero no haberos aburrido pero tenia que sacar esto hacia fuera para poder avanzar.

Ahora os explico sobre la receta.

Para esta receta elaboré un toffee casero ya que cuando me toco hacer la compra no encontré los caramelos blandos de toffe. Pero es muy fácil de preparar, os dejo la lista de ingredientes y como elaborarlo.

Ingredientes Toffee casero 100 ml nata para montar 35,1% M.G 90 g de azúcar Ponemos un cazo al fuego y a fuego medio bajo cocinamos el azúcar hasta que empiece a tomar un color ámbar. Apartamos el cazo del fuego y vertemos la nata removiendo para intentar formar lo mínimo de grumos. Volvemos a colocar el cazo al fuego y derretimos los grumos de azúcar, removiendo constantemente hasta que obtengamos una mezcla homogénea y espesa. Esto puede tardar unos 5 o 10 minutos y lo tendremos que realizar a fuego medio-bajo.




Ahora os dejo con la receta, como veréis es muy sencilla de preparar y encima estan deliciosas.


Ingredientes

140 g de mantequilla pomada
120 g de azúcar de coco
100 g de azúcar fino/ glas
1 huevo
1 cucharadita de levadura
1 cucharadita de pasta de vainilla
200 g de copos de avena
240 g de harina
2 cuchadas de toffee o 10 caramelos de toffee blandos

Preparación

Ponemos a precalentar el horno a 180º C con calor arriba y abajo.
En un bol o en el bol de la batidora, batimos la mantequilla con los dos azúcares hasta que esté cremosa.
Añadimos el huevo junto con la pasta de vainilla, previamente batidos. Cuando esté incorporado añadimos los copos de avena, la harina junto con la levadura y por ultimo el toffee.
Mezclamos hasta que obtengamos una masa homogénea.

Preparamos una par de bandejas de horno forradas con papel de horno.

Con la ayuda de una cuchara de helados pequeñas, cogemos porciones de masa y vamos colocándolas dejando una separación entre bola y bola.

Llevamos la bandeja al horno y horneamos unos 10-15 minutos, cuando estén horneadas dejamos enfriar sobre una rejilla.

Cuando ya la tengamos frías las podemos decorar con toffee.



Aquí tenéis la receta en formato vídeo, para que disfrutéis de ella de otra manera.



Nos vemos la próxima semana con otra nueva receta.
Besosss.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se publicará después de moderación.